Ventajas del acristalamiento de balcón y terraza sin perfiles

Acristalamiento de balcones y terrazas sin perfiles

  • Cantidad máxima de luz, sin perfiles verticales que bloqueen la apertura.
  • Las puertas se pliegan de forma compacta, dejando la abertura completamente abierta.
  • La instalación de estructuras no cambia la apariencia del edificio.
  • Gran estanqueidad, sin corrientes de aire cuando los paneles de vidrio están cerradas.
  • El acristalamiento de balcones, invernaderos, terrazas, verandas de cualquier complejidad (esquina, redondeado).
  • Seguridad. Vidrio fuerte, si se rompe, solo en pequeños fragmentos.
  • Herrajes de alta calidad que garantizan la máxima comodidad de uso. La suavidad y el silencio de los rodillos.
  • Comodidad de lavado. Los cristales son fáciles de limpiar desde el interior.
  • Durabilidad.
  • Fiabilidad.
  • Seguridad contra robos.


La empresa Cerramientos Ventasol propone el acristalamiento sin marco de balcones y terrazas. Su característica principal es la ausencia de perfiles divisorios verticales,

típicos de los marcos de aluminio y metal-plástico. Una estructura envolvente tan translúcida es apenas visible desde la calle, la vista desde el interior es máxima, nada le impide admirar las vistas abiertas. Es gracias a estas características que el acristalamiento sin marco es popular para la mejora no solo de balcones, sino también de terrazas y verandas en casas de campo. Otra razón de su popularidad es su tamaño compacto cuando se pliega. Si es necesario, los vidrios se doblan en un libro, abriendo completamente la abertura.

En algunos casos, la instalación de acristalamientos sin marco es la única forma de aislarse de los caprichos del clima. Por ejemplo, para la mejora de balcones y terrazas en casas con fachadas de diseño, solo se pueden instalar acristalamientos sin marco o como llamamos muchos cortina de cristal.

Diseño de acristalamiento sin marco
En la parte superior e inferior de la abertura, se instalan guías de aluminio, a lo largo de las cuales las hojas se mueven sobre rodillos. El balcón queda cerrado desde la parte inferior hasta la losa superior. El vidrio en las estructuras está templado con un grosor de 8-10 mm, duradero y seguro.

Las hojas se deslizan hacia los lados o hacia el centro. La estanqueidad está asegurada por juntas de goma y escobillas.